Páginas

miércoles, 29 de diciembre de 2010

Una amarga despedida

Este 2010 que ya acaba ha traído consigo múltiples pérdidas en el campo de la cultura y la comunicación: Saramago, Delibes, Labordeta... La última se produjo ayer mismo, y fue especialmente dolorosa para nuestro derecho a la información. Después de 11 años ininterrumpidos de noticias, análisis y opinión, CNN+ ponía fin a su emisión con las siguientes imágenes, a continuación de las cuales Mediaset, su nueva dueña, tuvo la cortesía de ofrecer su "particular" despedida:



Bienvenidos al futuro de la televisión, amigos míos. La información sustituida por el espectáculo más deleznable que existe en nuestras pequeñas pantallas. Según Paolo Vasile, consejero delegado del grupo italiano que también posee Telecinco y Cuatro, la decisión de clausurar CNN+ se ha tomado por razones económicas (al parecer, la emisora acumulaba una deuda millonaria), pero, ¿realmente podemos ponerle precio a las noticias? ¿De verdad podemos prescindir de estar debidamente informados sobre los acontecimientos de España o el mundo, pero no de las tonterías que hacen cuatro fracasados que se encierran, cual 'okupas', en una casa para no dar palo al agua? ¿En serio ésta es la televisión que queremos?

Pues sí, así es. La cuota de pantalla de CNN+ no superaba el 1%, mientras que un canal 24 horas de Gran Hermano gozará de audiencias elevadísimas (o, por lo menos, un poco más altas). ¿Y acaso el público ha protestado por este brusco cambio? No, en absoluto. A nadie le importa que un medio informativo desaparezca. La gente sólo desea carnaza, gritos, peleas insustanciales, mucho fútbol y mucha Belén Esteban. Lo demás es superfluo y, por ende, innecesario. Nadie quiere conocer la verdad; nadie desea informarse de lo que realmente ocurre a nuestro alrededor. Con escuchar las opiniones de nuestros "líderes" (llámense ZP, Rajoy o Esteban), nos basta y nos sobra. ¿Y qué más da si cientos de periodistas se van al paro? Total, sólo han estudiado una carrera y mogollón de cursos y másters para formarse, se han pasado varios años trabajando gratis como becarios y se han ganado su puesto a base de matarse a trabajar día sí, día también. Cualquiera puede hacer su función, ¿no es así?

El periodismo está prácticamente muerto en España. Y si seguimos por este camino, pronto será una profesión denostada y, a todas luces, inservible, al haber perdido la función para la que nació. Pero a nadie le preocupa que eso suceda. Como ya he dicho, cualquiera puede escribir, ponerse delante de una cámara o detrás de un micrófono; dará igual que sólo diga o redacte sandeces, que su información no sea contrastada o que incluso cometas faltas graves de ortografía o expresión. La noticia, como producto, no se valora nada, no tiene trascendencia alguna y, por consiguiente, ¿qué importa quién la conciba? A fin de cuentas, ¿para qué sirve estar informado? ¡Que viva la Esteban y Guardiola, y a tomar vientos lo demás!

P.D.: Vaya desde aquí toda mi solidaridad para los compañeros de CNN+. ¡Mucho ánimo, muchachos!

6 comentarios:

Findûriel dijo...

Aún recuerdo cuando, en la jornada de reflexión de hace años, la gente se concentró en Génova preguntando a gritos '¿QUIÉN HA SIDO?' pidiendo la VERDAD sobre el 11-M
CNN+ fue la única cadena con arrestos para poner en directo, e informar continuamente, las imágenes de los ciudadanos en protesta demandando la verdad.

Narya-Mithrandir dijo...

Pues a mí SI me ha importado que cierren, y a mis padres también pq les gustaba.

Y la verdad, me parece una mierda lo que están haciendo con vuestra profesión. Vamos, completamente de acuerdo con lo que has escrito.

Esperemos que la gente cambie, que ya es hora de evolucionar un poco.

joseuv79 dijo...

pues si compañeros, la television se ha convertido en esto espectaculo por el espectaculo, vende mas la ultima ocurrencia de belen esteban que una informancion bien dada en fin, esto un proceso que parece que no hay quien lo pare y nada la unica forma es que la gente no lo vea, aunque sinceramente no creo que pase eso.

Ángela María dijo...

Dioses, es cierto: leí que CNN+ iba a desaparecer pronto y ese vídeo de despedida se queda corto.
No se trata simplemente de que ahora nos planten ese bodrio de GH (y encima 24h), sólo una palabra: Mediaset... Gracias al señor Zapatero, y más concretamente a sus reformas en el ámbito de lo audiovisual, la información de nuestra televisión se verá afectada por una clara mancha ideológica dadas las tendencias de sus nuevos dueños.
Y es que, la nueva Ley Audiovisual, aprobada este mismo año (y cito textualmente), "autoriza que personas físicas y jurídicas puedan ser titulares simultáneamente de participaciones sociales o derechos de voto en diferentes concesionarios de televisión de ámbito estatal". Esto significa que Mediaset, por ejemplo, puede comprar acciones de cuantas cadenas plazca, imprimiendo en la programación y sus contenidos su marca ideológica. La única "limitación" es que la audiencia media del conjunto de canales que compre no supere el 27 por ciento de la audiencia total durante los 12 meses consecutivos anteriores a su adquisición.
De esta manera, se favorece a los grandes grupos, aquellos que tienen más posibilidades económicas, en detrimento de los más pequeños, lo que, traducido a términos más someros, viene a ser un nuevo MONOPOLIO INFORMATIVO.
¿Por qué esta reforma (reforma que, por cierto, en su día entusiasmó al PP. Curioso, ¿eh?)? Pues la razón es que el grupo de nuestro señor presidente y su partido, PRISA, tenía una deuda del copón. Lo irónico del asunto es que tampoco le ha salido bien el tiro, y ahora veo anuncios para que salvemos a PRISA nosotros.
En fin, su egoísta, cobarde y arbitraria gestión trayéndome de cabeza una vez más...

Elessar dijo...

Seré breve.

Yo no veia CNN+, pero habiéndolo sustituido lo que lo ha sustituido me deja muy claro dos cosas, este es el país que tenemos, y el que alguno parece estar interesado en tener ¬¬

Ter0n dijo...

LAMENTABLE . Con mayúsculas. Y sí, era un grito.